jueves, 14 de abril de 2016

Kefir - GP/PL

Hoy les quiero hablar de este hongo mágico que he tenido la suerte de recibir de una amiga del trabajo y que llevo "trabajando" y alimentando desde hace unas semanas.
Primero que nada, quiero comentar que he encontrado que el kéfir tiene muchísimas propiedades buenas para el organismo, y ya se usaba desde hace cientos de años en varias partes del mundo.
El kéfir se puede consumir en GP o en PL, dependiendo del tipo de leche con que se haga. Tambien se puede preparar con agua, para hacer una deliciosa bebida en el verano.
A continuación les dejo algunas de sus propiedades que figuran en wikipedia:
- Combate diversas enfermedades y dolencias, principalemente estomacales
- Tiene una actividad microbiana contras algunas bacterias y hongos.
- Regula y repuebla la flora intestinal, por lo que tiene una actividad probiótica
- Predigiere proteínas y lactosa de la leche, por lo que se mejora su absorción
- Regula el sistema renal, hepático y nervioso, por su riqueza en vitaminas del tipo B
- Ayuda a tratar diversas alergias, enfermedades metabóilcas y arteriosclerosis
- Se usa en el tratamiento de tuberculosis, cancer y trastornos grastrointestinales
- Regula el tránsito intestinal, promueve el preistaltismo del intestino, reduce las flatulencias y fomenta un sistema digestivo saludable
- Posee efecto laxante (kéfir de 24 horas) 
- Posee efecto astringente (kéfir de 36 horas)
- Estimula y regula el sistema inmune, lo que ayuda en procesos como síndrome de la fatiga crónica, herpes o cancer
- Reduce los niveles de colesterol
- Es un antibiótico natural si efectos secundarios adversos
- Trata las patologías de vesícula biliar, ayudando a disolver piedras y cálculos renales
- Limpia el cuerpo de sales, metales pesados, productos radionucléidos y bebidas alcoholicas
- Limipa el cuerpo de antibioticos químicos.
- Limipa el tracto gastrointestinal, mejora la digestión, ayuda contra la gastritis, pancreatitis y ulceras
- Cura enfermedades como candidiasis, hipertensión, psoriasis, eccema, acné, artritis, cáncer, enfermedades pulmonares, hepatitis, parondotis.
- Mejora el metabolismo
- Beneficia el sistema cardiovascular
- Regula los niveles de glucosa y lípidos en sangre
- Tiene propiedades antioxidantes y propiedades anti-envejecimiento.
- Desintoxica el cuerpo de medicamentos nocivos
- Regulación del sistema nervioso, mejora de la atención, concentración; tratamiento de la depresión y trastornos del sueño. 
- En Rusia se lo usa regularmente como anti-resaca 

Bueno, como decía antes, yo conseguí este hongo a través de una amiga, y comencé a experimentar inmediatamente.  Los resultados me han dejado sorprendida, al comienzo pensaba que no podía resultar por ejemplo, un queso en dos días con buen sabor.  Pero nada más lejos de la realiad.
Para comenzar, aquí les dejo una foto del kéfir limpio:
Kefir limpio y listo para empezar
El kéfir tiene un aspecto de "coliflor" cuando está limpio.  El que conseguí yo venía de leche, de leche entera, por lo que para empezar, lo limpié y lo puse en la jarra donde iba a comenzar a prepararlo.

En muchos lugares leí que el kéfir se tiene que hacer con leche entera, pero yo utilicé leche de soja, leche de vaca desnatada y semi y el resultado me ha gustado mucho.  

Para empezar, poner el kéfir en un jarro y agregar 1 litro de leche.  En mi primer experimento, preparé leche de soja natural, como ya dije antes.  Luego se tapa la jarra con una gaza o una sábana bien limpia y se deja reposar 24 horas a temperatura ambiente.  El taparlo es para que no le caiga nada dentro, nada más que una simple precaución. Tambien hay que saber que no se puede tapar herméticamente, ya que el kéfir genera gases y necesita espacio para crecer.
Es importante tambien saber que no se pueden utilizar elementos de metal para tratar el  kéfir, así que hay que hacerse con un colador fino de plástico.  Tambien se puede usar un colador como el de café, pero yo encontré que el kéfir se quedaba adherido ahí y pasé al colador de plastico con una sábana limpia.

Pasadas las 24 horas, tenemos esto:
Leche kefirada

Es una especie de yogur, que ya está un poco espeso.  Se pone en un bol o jarra limpia un colador de plástico y se cuela para separar el hongo de la leche.  La leche se puede ya poner en la nevera.  Esta leche kefirada o yogur de kéfir, tendrá una parte de suero y otra de leche propiamente dicha.  El suero se puede beber, mezclándolo con el resto del yogur o se puede descartar.  Tambien se puede usar para otras cosas, que ya veremos más adelante.
El hongo se vuelve a poner en una jarra, se agrega leche y se vuelve a dejar las 24 horas tapado para seguir generando kéfir.

Yogur de kéfir:
el yogur se puede beber directamente así o se puede acompañar con fructuosa, azúcar de coco, azúcar de abedul, canela, vainilla, o se puede utilizar para procesar con frutas y preparar un batido.  Tambien se puede utilizar para recetas como bizcocho de kéfir (receta por venir en el futuro), copas con bizcochos, etc. 

Fermentación:
Kéfir de 12 horas: para que no salga tan ácido
Kéfir de 24 horas: para obtener un efecto "laxante"
Kéfir de 36 horas: para obtener un efecto "astringente"

Nota sobre la "limpieza" del kéfir:
Cada 3 días es conveniente lavarlo con agua no clorada (embotellada), aunque tambien conozco gente que no lo lava tan seguido y de cualquier manera el hongo sigue creciendo.  Y respecto a este punto, este hongo crece bastante, por lo que es muy normal comenzar a regalarlo. Hay cadenas en todas partes del mundo, gente que se envía el kéfir incluso por correo.  Pero es util saber que el yogur de kéfir que se comercializa, no es apto para las preparaciones que estoy indicando aquí, ya que solo se vende la leche, no el hongo en si.

Nota sobre las cantidades de preparación:
Lo ideal es tener 3 cucharadas de kéfir por cada litro de leche.

Nota sobre las leches:
Como dije más arriba, si bien el kéfir está indicado para prepararlo con leche entera, yo lo he probado con leche de soja, de vaca semidesnatada y desnatada y me ha quedado perfecto.  Evidentemente, mientras más grasa se la leche, mas grueso saldrá el yogur, pero no he utilizado este tipo de leche porque no es compatible con el método.  Tambien se puede usar leche de oveja, de cabra, etc.

Nota sobre la acidez:
Cuando preparé el kéfir con leche de soja no tuve ningún problema en este punto, sin embargo, cuando lo comencé a preparar con leche de vaca, desde el primer yogur noté que estaba ácido, esto es debido a los fermentos lácticos presentes en la leche.

Nota sobre el suero:
Como dije antes, el suero, ese líquido casi transparente que quedará separado de la leche kefirada (o yogur), se puede beber o no, a gusto.  En caso de no beberlo, se puede descartar simplemente o se puede usar para cosmética.

Fortalecer el pelo: filtrar el suero con un paño para evitar que se cuelen grumos.  Se diluye el suero en la misma cantidad de agua templada y se lava el cabello y el cuero cabelludo abundantemente durante un minuto.  Luego lavar para eliminarlo y repetir.

Combatir la caspa: filtrar el suero con un paño para evitar que se cuelen grumos.  Se diluye el suero en la misma cantidad de agua templada y se lava el cabello y el cuero cabelludo abundantemente durante un minuto.  Luego lavar para eliminarlo y repetir, pero esta vez dejar durante 10 minutos antes de lavar.  Luego se puede continuar con el shampu habitual, para eliminar el olor del suero.

Tambien sirve para hacer una mascara exfoliante y para limpiar el cutis.

Más información en la próxima...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Bienvenid@ para hacer tu comentario/pregunta/opinión!